7 cosas que nadie te ha dicho para escoger tu vestido de boda

Separador blog

Si estás leyendo este artículo es probable que una boda esté en tu mente y tu futuro ya sea en los próximos meses o años. Si este es el caso, sabrás que escoger el vestido de boda es un proceso muy importante y, a veces, incluso demandante pero que definitivamente vale la pena el momento en el que te lo pones para celebrar tu unión. En nuestro atelier en Valencia recibimos muchos mensajes y correos cada día con preguntas y hoy queremos ayudarte a resolver algunas de esas dudas y simplificar el proceso de escoger tu vestido de boda. Estas son algunas de las cosas que debes saber y tal vez nadie te haya dicho aún y que harán el proceso mucho más sencillo.

1. ¿Listo para usar o hecho a medida?

Novia con vestido de boda hecho a medida en corredor de flores

Lo más probable es que hayas decidido el presupuesto de tu vestido de novia y ahora debes decidir si optar por un vestido de boda de colección listo para usar o si puedes permitirte un vestido de alta costura hecho especialmente para ti. Hay pros y contras en cada elección. El prêt-à-porter tiene un precio mucho menor, pero requiere modificaciones que a menudo tienen un costo oculto; y esto suponiendo que no quieras hacer ninguna alteración mayor y que el vestido sea exactamente lo que estabas buscando. Otra ventaja es que es de fácil acceso, pero al final tiene muy poco de ti y de tus gustos y no tienes tú ninguna elección en la tela y los acabados. Y sin mencionar que no serás la única con ese vestido.

Por otro lado, lo personalizado se crea especialmente para ti y esto hace que inmediatamente tenga múltiples ventajas, pero definitivamente el principal “contra” será el precio. A pesar de esto, si logras ajustar tu presupuesto para permitirte un vestido hecho a medida, sin duda tendrás una mayor participación en el diseño, la tela y los acabados. Incluso, aunque en un principio no tengas una idea clara de cómo se verá terminado, en nuestro atelier nos encargamos de que estés en total control de tu vestido para que quede exactamente como lo esperas.

2. Conoce la forma de tu cuerpo

Al elegir un vestido, definitivamente debes comprar para tu tipo de cuerpo; esto marcará la diferencia entre un hermoso vestido y un vestido que te queda hermoso. ¿Qué queremos decir con esto? El centro de atención en tu boda debes ser tú, no tu vestido; por eso es supremamente importante escoger un vestido de boda que resalte las partes de tu cuerpo que más te gustan y que además sea muy cómodo, recuerda que será un día con mucho movimiento, fotos y baile. Descubre los principales estilos de vestidos de novia y luego elige un vestido que esté diseñado para resaltar la figura de tu cuerpo.

Novia caminando por altar con vestido de boda hecho a medida

3. Un vestido de boda marfil o blanco ... ¿o todos los tonos intermedios?

Entrar en una boutique nupcial puede ser extremadamente abrumador. Antes de elegir un vestido, decide qué tono se adapta mejor a tu cutis. Un vestido blanco complementa a las novias con tonos de piel naturalmente dorados o más oscuros. Sin embargo, si tu piel tiene matices amarillos, un blanco verdadero puede desvanecerte. Pero no dejes que eso desanime tu elección. Ya sea blanco, marfil, rosa o incluso negro, elige un color que te haga sentir segura. Es tu boda, tú pones tus propias normas.

Novia con vestido de boda hecho a medida saliendo de iglesia

4. Elige un escote favorecedor

La parte superior de tu vestido, es decir el escote que escojas, es extremadamente importante, ya que será la característica principal en la mayoría de las fotos de tu boda. Además, será el primer detalle que la gente notará. Al elegir un vestido de boda, opta por un escote que se adapte a la parte superior de tu cuerpo y que se adapte a tu estilo. Puedes escoger entre un escote frontal, un escote en la espalda que sea más modesto en el frente o incluso uno tipo ilusión; puedes jugar con los tipos de cuello también si buscas un vestido de estilo más conservador. Las opciones son ilimitadas.

Novia de espaldas con vestido de boda hecho a medida con escote en esoalda

5. Considera el lugar y la temática

Quieres que tu vestido combine con tu lugar y tu tema. No querrás elegir un vestido enorme que será aplastado y pisoteado en un lugar pequeño o un vestido largo que será destruido en un escenario al aire libre (por ejemplo si has escogido hacer tu boda en la playa). En nuestro atelier muchas de las novias optan por vestidos con piezas desmontables, esto les permite adaptar el vestido a los diferentes escenarios en los que celebrarán su boda.

Vestido de novia hecho a medida con sombrero

6. Ten en cuenta el tejido de tu vestido de boda

Al elegir un vestido de novia, la elección de la tela es extremadamente importante. Recuerda que no es lo mismo el vestido en la percha que puesto. Incluso hay telas que durante las primeras horas se verán fabulosas y después de eso comenzarán a perder la forma, ¡nadie quiere eso! Un vestido se puede transformar totalmente en función de la tela que elijas. El tul o la organza crearán un vestido caprichoso, un vestido de seda o de satén de duquesa se verá más formal y distinguido; por otro lado, un encaje con pedrería se verá genial en un vestido de inspiración vintage y agregará la cantidad justa de brillo. No olvides tener en cuenta el precio de la tela y discutir estas opciones con los diseñadores / consultores de las boutiques. En nuestro atelier trabajamos con tejidos de la mejor calidad y te ayudaremos a escoger el más adecuado dependiendo de la idea que tengas sobre cómo quieres que sea tu vestido.

Novia con vestido de boda de cola larga en iglesia frente al altar

7. Tu felicidad es lo más importante

No dejes que nadie te diga lo que debes hacer, escoger o vestir en tu boda. ¡Este es tu gran día, así que elige un vestido que sea fiel a tu estilo y diviértete!